Cuando la calidad de vida se deteriora por el estreñimiento.

De ordinario, las enfermedades de casi todo el organismo, sea usted hombre o mujer, se podrían clasificar en orgánicas o funcionales. Son las primeros aquellas que generalmente se curan o se tratan al menos con las manos, con la cirugía en general Son funcionales las otras, aquellas en las que el órgano está bien, tiene la forma adecuada pero no termina de funcionar bien. Pues bien, una de las enfermedades funcionales que más altera la calidad de vida de las personas afectas es el viejo y desconocido estreñimiento. Otra de esas enfermedades sexistas que afecta entre dos y tres veces más mujeres que hombres sobre todo en la edad fértil, como mostramos en la gráfica adjunta extraída del original en Bharucha AE. American Gastroenterological Association technical review on constipation y publicado en Gastroenterology 2013;144:218-38.

Años más tarde, la disminución de los niveles de estrógenos en plasma después de la menopausia puede ser una posible explicación para la asociación inversa entre la edad y la frecuencia de deposiciones en las mujeres. Así, en un estudio publicado por Oliveira sobre 100 mujeres mayores de 45 años y con diagnóstico mediante criterios ROMA II (ver abajo al final de esta noticia, los renovados criterios de Roma III para definir el estreñimiento crónico), la prevalencia de estreñimiento fue del 37% y los síntomas más comunes fueron: esfuerzo excesivo al defecar (91,9%), sensación de evacuación incompleta (83,8%), heces duras (81,1%) y menos de 3 movimientos intestinales por semana (62,2%) (tomado de Oliveira SC, Pinto-Neto AM, Conde DM, Góes JR, Santos-Sá D, Fonsechi-Carvasan GA, Costa-Paiva L. Constipation in postmenopausal women. Rev Assoc Med Bras. 2005 Nov-Dec;51(6):334-41).

Imágenes integradas 1
Ya nos ocupamos de este tema referido a un campo muy concreto de la vida de la mujer cual es el embarazo (ver en https://www.neyro.com/2014/12/12/estrenimiento-y-embarazo-un-problema-menor-que-deteriora-la-calidad-de-vida/) En esta fase de la vida de muchas mujeres, más del 48% de todas ellas relatan estar estreñidas durante esos nueve meses. No solo influiría el propio efecto mecánico ocupador de espacio en la pelvis que va creciendo a medida que el feto se desarrolla, sino por los condicionantes hormonales de aumento de la progesterona y disminución simultánea de la motilina, que es la hormona intestinal que hace progresar el movimiento de las asas intestinales, enlenteciendo como consecuencia de todo ello la digestión de la gestante.
Si nos referimos al puerperio, una vez finalizado el embarazo, máxime si la mujer lacta al pecho a su hijo, ese casi 50% de mujeres estreñidas se mantendrá inevitablemente por muy parecidos conflictos hormonales en ese periodo, como señalamos en el gráfico adjunto proveniente de dos encuestas epidemiológicas muy grandes realizadas hace ya unos años y publicadas por Ponce J. en Eur J Gastroenterol Hepatol. 2008 Jan;20(1):56-61 y por Bradley CS, Kennedy CM, Turcea AM, Rao SS. en la revista Obstet Gynecol. 2007 Dec;110(6):1351-7. .
Imágenes integradas 2
Se han discutido mucho si las medidas higiénicos dietéticas de tomar mucha fibra en la dieta, si condicionar horas fijas para la evacuación intestinal servirían de manera suficiente para el propósito de combatir el estreñimiento, pero todas ellas tiene un nivel de evidencia bastante bajo, como mostramos en el gráfico adjunto. Lo que realmente sirve es el tratamiento farmacológico del que además se puede afirmar que actúa de modo completamente seguro. Estamos hablando del polietilénglicol, avalado por múltiples ensayos cínicos con una evidencia de tipo A, la máxima de entre las posibles.
Se trata una macromolécula con alto peso molecular de entre 3500 y 4000 que es completamente hidrófila y actúa precisamente absorbiendo agua de los intersticios, por lo que no deshidrata las células, de manera que ello aumenta el volumen de las heces y al tiempo, disminuye su consistencia facilitando la evacuación de las mismas. Desde el punto de vista del propio paciente la forma posológica es de una gran comodidad, toda vez que se trata de ingerir un sobre de una solución ya preparada con un agradable sabor a manzana, cada mañana con el desayuno.
Imágenes integradas 3
Se trata de un polímero lineal de óxido de etileno, soluble en agua y de elevado peso molecular capaz de formar puentes de hidrógeno con 100 moléculas de agua por cada molécula de PEG. La absorción del PEG gastrointestinal depende del peso molecular del mismo.
PEG 4000 no presenta apenas absorción (trazas) cuando se administra oralmente y las trazas absorbidas son detectadas intactas por orina. Es inerte, no interactúa con receptores. No es metabolizado. No es fermentado por la microbiota. No se absorbe.No crea hábito ni induce tolerancia.
De todos estos pormenores versó la entrevista que el afamado periodista Ramón Bustamante le hizo a nuestro experto José Luis Neyro, con ocasión de la conferencia que sobre este tema dictó en el colegio oficial de Enfermería de Bizkaia en Bilbao, España, en el pasado 23 de octubre de 2017, en su programa magazine de Radio Popular de Bilbao y que está accesible en el enlace adjunto.
Imágenes integradas 4
Fuentes consultadas: Belsey JD, Geraint M, Dixon TA. Int J Clin Pract. 2010 Jun;64(7):944-55-
Ramkumar D. Am J Gastroenterol. 2005; 100:936-71.
Hudziak H, Bronowicki JP. Gastroenterol Clin Biol. 1996;20(5):418-23.
Ficha técnica Casenlax ®.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *