¿El retraso de la maternidad puede estar causando un aumento de casos de cáncer de mama asociado al embarazo?

Durante la gestación se producen cambios importantes en todo el organismo femenino, comenta el Dr. Neyro, que también involucran al tejido mamario, de manera muy notable. Ahora, continúa, consideramos todos los embarazos como si fueran de alto riesgo, dadas las cambiantes condiciones (incluso) sociales en las que ahora nos movemos para el control de la gestación (léase sobre el tema en http://www.neyro.com/2015/07/06/existen-embarazos-de-bajo-riesgo-son-todos-ya-de-alto-riesgo/)

El cáncer de mama gestacional o asociado al embarazo es afortunadamente poco frecuente pero en los últimos años se ha observado un aumento del número de casos, según ha reconocido el jefe de Oncología del Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, Juan de la Haba, que cree que podría estar relacionado con el retraso de la edad del primer embarazo, que es un hecho incontrovertible, según señalan todos los datos epidemiológicos (ver enhttp://www.neyro.com/2015/06/17/espanolas-e-italianas-las-madres-primerizas-de-mayor-edad-en-toda-europa/).

Actualmente representa el 6% de los tumores mamarios en pacientes menores de 43 años y, teniendo en cuenta el total de embarazos, la incidencia oscila entre el 0,02 y 0,1%. El perfil es de una mujer mayor de 30 años, con afectación ganglionar y tumores poco diferenciados y que en su mayoría no expresa receptores hormonales. Nos ocupamos de la importancia del análisis genético de las proteínas expresadas por cada tumor mamario y su papel en la elección del mejor tratamiento en http://www.neyro.com/2013/10/16/propuesta-para-una-nueva-clasificacion-de-los-tipos-de-cancer-atendiendo-a-como-las-mutaciones-afectan-a-los-sistemas-geneticos/

Ahora, De la Haba va a liderar un proyecto de caracterización de molecular del cáncer de mama gestacional, del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (GEICAM), gracias a la Beca Fundación SEOM-Buckler 0,0 de 20.000 euros que ha recibido en el marco del Congreso de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM).

Aunque las investigaciones epidemiológicas han descrito diferentes factores predisponentes para el desarrollo de estos tumores, todavía no se conoce con precisión la caracterización genético-molecular del cáncer de mama gestacional. Las hipótesis planteadas apuntan a que en estos casos el cáncer se asocia a un genotipo específico, diferenciado del tumor de mama no gestacional.

A partir de ahí, plantearon la utilización del predictor génico PAM110, basado en el análisis del predictor conocido como PAM50 en combinación con una serie de 55 genes adicionales, para describir las características moleculares propias del cáncer de mama gestacional.

El objetivo ahora es analizar el perfil de expresión génica de una serie de tumores gestacionales y comparar estos resultados con los descritos en la población de cáncer de mama en general. Se puede aclarar más sobre este tema en el post que colgamos en nuestro web http://www.neyro.com/2012/11/25/aclarados-algunos-puntos-sobre-el-cancer-de-mama-y-sus-variantes/

“El fenotipo inmunohistoquímico encontrado en las pacientes afectas de cáncer de mama durante el embarazo difiere del de la mayoría de los carcinomas diagnosticados en la población general; ello se ha tratado de justificar por la edad temprana del diagnóstico. Sin embargo, otra posible explicación se centra en el embarazo como inductor de este tipo concreto de tumores peor diferenciados y sin expresión de RH (receptores hormonales)”, ha explicado este experto.

El estudio buscará identificar los principales subtipos intrínsecos de cáncer de mama (luminal A, Luminal B, HER2, basal like y Claudin-low) y analizará otras formas genéticas en tumores diagnosticados durante el embarazo, la lactancia o el primer año postparto. Esta nueva clasificación la explicamos previamente en http://www.neyro.com/2014/02/04/el-cancer-de-mama-her2-se-puede-subclasificar-en-cuatro-subtipos-diferentes/

Además, estudiará la correlación de los perfiles moleculares identificados con las características clínico-patológicas y epidemiológicas de estas pacientes, y con la evolución de su enfermedad.

En total participarán 60 pacientes de las Unidades de Oncología Médica del Reina Sofía de Córdoba, el Instituto Valenciano de Oncología y el Hospital Clínico Universitario de Valencia, y en todas ellas está previsto un análisis descriptivo de aquellas variables clínico-patológicas recogidas y se determinará la distribución teórica de estos subtipos en población general de pacientes con características epidemiológicas similares a las descritas en estudios anteriores.

La idea es definir los subtipos tumorales desarrollados durante el embarazo, así como la posible implicación de factores o mediadores propios del embarazo en el desarrollo de algún subtipo específico de tumor.

“A medio plazo, las conclusiones que obtengamos podrían ayudar a establecer futuras hipótesis de trabajo en nuevos estudios que profundizarán en el proceso carcinogénico del cáncer de mama gestacional. Por ejemplo, para determinar la seguridad asociada a un embarazo en mujeres que previamente hayan tenido un cáncer de mama”, explica este experto.

Ambos expertos nos recuerdan que durante la gestación se producen “cambios importantes en el tejido mamario” inducido por hormonas y otros mediadores fisiológicos. Por ello, aumentar el conocimiento biológico y molecular del cáncer de mama gestacional tiene un gran interés en el avance del tratamiento y prevención de estos tumores.