Archivo de la categoría: Artículos

Una actualización en el despistaje para osteoporosis

Una revisión reciente ha sido realizada por Nelson y colegas para el grupo de trabajo de Servicios Preventivo USA [1] sobre las actualizaciones en la evidencia en el diagnóstico de osteoporosis desde el informe 2002, que había realizado por el mismo grupo.

Los objetivos de la revisión eran de determinar: la eficacia y los daños de selección de osteoporosis en reducir fracturas para hombres y mujeres post-menopausicas sin fracturas conocidas anteriores; el funcionamiento de instrumentos de evaluación de riesgo y la medida de hueso en personas que se identifican con la osteoporosis; intervalos de selección óptimos y la eficacia y los efectos secundarios de medicaciones para reducir las primeras fracturas. Las fuentes de datos son el Registro Cochrane Central de Pruebas Controladas y la Base de datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas (por el cuarto trimestre de 2009), y MEDLINE (el enero de 2001 a diciembre de 2009). La selección de estudio incluye las pruebas aleatorias, controladas de selección o medicaciones con resultados de fractura publicados en inglés, los estudios de funcionamiento de instrumentos de evaluación de riesgo validados y revisiones sistemáticas y los estudios a base de población de medida de hueso prueban o daños de medicación.

Las conclusiones principales del estudio son:

(1) Varios instrumentos de evaluación de riesgo han sido desarrollados y validados. Ellos son los profetas modestos de densidad de hueso baja o fractura. Modelos simples predicen así como complejos y ninguno demuestra la superioridad por los demás.

(2) La absorciometría dual o de doble fotón (DEXA) no es un profeta perfecto de fracturas, pero, para cada reducción de desviación estándar de la densidad de mineral de hueso de cuello femoral (DMO en CF), la proporción de riesgo produce varios aumentos de resultados de fractura a niveles similares para hombres y mujeres.

(3) Los ultrasonidos del calcáneo predice las fracturas del cuello femoral, la cadera, o la espina, aunque la variación que existe a través de estudios y la correlación con DEXA es baja. El uso clínico es desconocido.

(4) Ningún estudio fue encontrado sobre la frecuencia de continuación de exámenes DEXA. Un estudio solo encontró que repitiendo una medida BMD hasta 8 años después de que una medida inicial considerablemente no mejora el funcionamiento predictivo para no vertebral, la cadera, o fracturas vertebrales.

(5) En mujeres, los bisfosfonatos, la PTH, el raloxifene y los estrógenos reducen las fracturas vertebrales. Bisfosfonates reducen fracturas no vertebrales sólo en análisis de sensibilidad. Las medicaciones son eficaces para Mediciones de t DMO de-2.5 o menos.

Comentario

La eficacia y el daño potencial de población que protege métodos tienen que ser medidos según principios a base de pruebas a intervalos regulares. Ejemplos recientes son conclusiones polémicas en cuanto a mamografía y PSA que protege y predice el cáncer de próstata.

El informe presente no es polémico y no debería tener ningún impacto dramático sobre la práctica presente clínica. Esto refuerza el concepto que, sin cualquier prueba directa que apoya la selección a base de población, nosotros deberíamos concentrar en un acercamiento específico de cada caso por identificarlo y tratando al individuo en peligro. El informe reitera la validez de varios factores de riesgo para la fractura como DMO bajo, edad, la historia de familia y medicaciones, pero concluye que modelos simples son tan eficaces como los modelos más complejos como FRAX. El papel de DEXA es el patrón oro en la valoración DMO, según es apoyado en el informe.

Esta vista está basada no sólo en una validación de la correlación entre DMO bajo y fractura, pero también porque los valores de DEXA de DMO fueron usados como criterios de selección en la mayor parte de los ensayos clínicos de prevención de fractura. El informe no recomienda ninguna valoración de riesgo de umbral para la intervención o la selección de DEXA o la frecuencia de realización. Esto es mi impresión de que las directrices para proteger para el riesgo de fractura facture seguirán estando específicas de cada país, basadas en el predominio local de fracturas y recursos disponibles para combatir la enfermedad.

Esto tranquiliza. Así, saber que pruebas para la prevención de fracturas vertebrales por varias medicaciones son robustas y, además, eficaces en la presencia de un resultado de t DMO menor que -2.5. Los riesgos asociados con varias medicaciones no producen ninguna sorpresa y tranquilizan en cuanto a preocupaciones recientes sobre el bisfosfonates (osteonecrosis de la mandíbula y fracturas de fémur subtrochantericas). El daño posible de terapia de reemplazo hormonal se ha exagerado en vista de los ensayos presentados, pero esto no viene como ninguna sorpresa, pues puede más la “opinión pública” que el conocimiento científico…. Aconsejo la lectura del texto original para cada uno con un interés especial a la osteoporosis.

Referencias

1. Nelson HD, Haney EM, Dana T, et al. Screening for osteoporosis: an update for the U.S. Preventive Services Task Force. Ann Intern Med 2010;153:99-111.

http://www.nc

Una revisión reciente ha sido realizada por Nelson y colegas para el

grupo de trabajo de Servicios Preventivo USA [1] sobre las actualizaciones en

la evidencia en el diagnóstico de osteoporosis desde el informe 2002, que

había realizado por el mismo grupo.

Los objetivos de la revisión eran de determinar: la eficacia y los daños de

selección de osteoporosis en reducir fracturas para hombres y mujeres post-

menopausicas sin fracturas conocidas anteriores; el funcionamiento de

instrumentos de evaluación de riesgo y la medida de hueso en personas que se

identifican con la osteoporosis; intervalos de selección óptimos y la eficacia y

los efectos secundarios de medicaciones para reducir las primeras fracturas.

Las fuentes de datos son el Registro Cochrane Central de Pruebas Controladas

y la Base de datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas (por el cuarto

trimestre de 2009), y MEDLINE (el enero de 2001 a diciembre de 2009). La

selección de estudio incluye las pruebas aleatorias, controladas de selección o

medicaciones con resultados de fractura publicados en inglés, los estudios de

funcionamiento de instrumentos de evaluación de riesgo validados y revisiones

sistemáticas y los estudios a base de población de medida de hueso prueban o

daños de medicación.

Las conclusiones principales del estudio son:

(1) Varios instrumentos de evaluación de riesgo han sido desarrollados y

validados. Ellos son los profetas modestos de densidad de hueso baja o

fractura. Modelos simples predicen así como complejos y ninguno demuestra la

superioridad por los demás.

(2) La absorciometría dual o de doble fotón (DEXA) no es un profeta perfecto

de fracturas, pero, para cada reducción de desviación estándar de la densidad

de mineral de hueso de cuello femoral (DMO en CF), la proporción de riesgo

produce varios aumentos de resultados de fractura a niveles similares para

hombres y mujeres.

(3) Los ultrasonidos del calcáneo predice las fracturas del cuello femoral, la

cadera, o la espina, aunque la variación que existe a través de estudios y la

correlación con DEXA es baja. El uso clínico es desconocido.

(4) Ningún estudio fue encontrado sobre la frecuencia de continuación de

exámenes DEXA. Un estudio solo encontró que repitiendo una medida BMD

hasta 8 años después de que una medida inicial considerablemente no

mejora el funcionamiento predictivo para no vertebral, la cadera, o fracturas

vertebrales.

(5) En mujeres, los bisfosfonatos, la PTH, el raloxifene y los estrógenos

reducen las fracturas vertebrales. Bisfosfonates reducen fracturas no

vertebrales sólo en análisis de sensibilidad. Las medicaciones son eficaces

para Mediciones de t DMO de-2.5 o menos.

La eficacia y el daño potencial de población que protege métodos tienen

que ser medidos según principios a base de pruebas a intervalos regulares.

Ejemplos recientes son conclusiones polémicas en cuanto a mamografía y PSA

que protege y predice el cáncer de próstata.

El informe presente no es polémico y no debería tener ningún impacto

dramático sobre la práctica presente clínica. Esto refuerza el concepto que, sin

cualquier prueba directa que apoya la selección a base de población, nosotros

deberíamos concentrar en un acercamiento específico de cada caso por

identificarlo y tratando al individuo en peligro. El informe reitera la validez de

varios factores de riesgo para la fractura como DMO bajo, edad, la historia de

familia y medicaciones, pero concluye que modelos simples son tan eficaces

como los modelos más complejos como FRAX. El papel de DEXA es el patrón

oro en la valoración DMO, según es apoyado en el informe.

Esta vista está basada no sólo en una validación de la correlación entre

DMO bajo y fractura, pero también porque los valores de DEXA de DMO fueron

usados como criterios de selección en la mayor parte de los ensayos clínicos

de prevención de fractura. El informe no recomienda ninguna valoración de

riesgo de umbral para la intervención o la selección de DEXA o la frecuencia de

realización. Esto es mi impresión de que las directrices para proteger para el

riesgo de fractura facture seguirán estando específicas de cada país, basadas

en el predominio local de fracturas y recursos disponibles para combatir la

enfermedad.

Esto tranquiliza. Así, saber que pruebas para la prevención de fracturas

vertebrales por varias medicaciones son robustas y, además, eficaces en la

presencia de un resultado de t DMO menor que -2.5. Los riesgos asociados con

varias medicaciones no producen ninguna sorpresa y tranquilizan en cuanto a

preocupaciones recientes sobre el bisfosfonates (osteonecrosis de la

mandíbula y fracturas de fémur subtrochantericas). El daño posible de terapia

de reemplazo hormonal se ha exagerado en vista de los ensayos presentados,

pero esto no viene como ninguna sorpresa, pues puede más la “opinión

pública” que el conocimiento científico…. Aconsejo la lectura del texto original

para cada uno con un interés especial a la osteoporosis.

Referencias

1. Nelson HD, Haney EM, Dana T, et al. Screening for osteoporosis: an update

for the U.S. Preventive Services Task Force. Ann Intern Med 2010;153:99-111.

http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20621

La osteopenia y la prevención de fracturas

Osteopenia significa baja densidad ósea.

Es diferente de la osteoporosis, una afección común en la que los huesos son quebradizos y débiles, fracturándose con facilidad. La osteopenia no es una enfermedad, sino un marcador para el riesgo de fracturas. Las personas de edad avanzada tienen un mayor riesgo de padecer osteoporosis no reconocida, la cual pudiera descubrirse sólo después de una fractura (como una quebradura de cadera).

La densitometría ósea es un examen sencillo e indoloro que mide la densidad de los huesos. Si dicha densidad ya es anormal, cambiar el estilo de vida puede ayudar a disminuir la velocidad del avance de la pérdida ósea y reducir la ocurrencia de fracturas. El ejemplar de JAMA del 6 de diciembre de 2006 incluye un artículo acerca de la osteopenia.

Osteopenia y prevencion de fracturas

El primer bebé probeta vasco cumple 25 años

Lucía tenía 34 años. Llevaba 12 casada con Antonio y ambos querían ser padres. Una obstrucción de trompas le impedía quedarse embarazada. Tras acudir al médico, supo que era candidata a probar una técnica incipiente, la fecundación in vitro, en el hospital de Cruces de la mano del jefe de Ginecología del centro, el bilbaíno José Ángel Portuondo, fallecido en febrero de 1985 en el accidente aéreo del monte Oiz. A mediados del año 1984, Lucía se sometió a una estimulación ovárica y el 4 de diciembre de ese mismo año la prueba dio positiva. Era el primer embarazo por fecundación in vitro que se obtenía en un hospital público en España. El ginecólogo José Luis Neyro, miembro de aquel grupo pionero liderado por Portuondo, recuerda la «ilusión» de aquellos días. No sólo por conseguir que Lucía esperara un bebé, sino por «montar una técnica novedosa». «Era la ilusión de ser conscientes que estábamos innovando en la Sanidad pública, en la Ginecología. Sólo había dos o tres centros que hacían estos tratamientos en España -hoy hay más de 130-.
El bebé se llamó José Ángel como homenaje a quien impulsó la técnica

«Todos queríamos ponerle la mano encima a ese útero», dice el doctor Neyro
Aquellos médicos trabajaron sin descanso ni horarios. «Cuando terminábamos de trabajar con Portuondo, nos poníamos a aprender a hacer microcirugía en una especie de pseudoquirófanos experimentales. Operábamos ratas o conejas si había dinero. Publicar en una revista nacional primero e internacional después, ya era suficiente estímulo como para quedarnos a trabajar un mes seguido, sábados y domingos incluidos. Nadie tenía reloj», apunta Neyro.

No obstante, los medios con que contaban eran escasos, y sólo «con mucha entrega» lograron sacar el proyecto adelante. Lograron el embarazo a la primera a pesar de que las condiciones eran «horrorosas». El caso tenía mal pronóstico, «era desesperado, pero salió bien».

El laboratorio, montado en «una esquina de una zona de quirófano que sobraba», no contaba con las condiciones de seguridad que hoy son habituales. Hubo que meter el material con calzador. «Nadie concebía la necesidad de que los ginecólogos precisáramos un laboratorio de reproducción asistida. Abrimos un camino nuevo». Así las cosas, el lugar de trabajo del equipo de Portuondo era rudimentario, inseguro y con estufas de cultivos que «apenas mantenían estable la temperatura». De hecho, estaban «sujetos a la arbitrariedad de que hubiera una bajada de energía eléctrica que desconectara de repente la estufa de cultivo», rememora Neyro. «Hacer entender al hospital que necesitábamos un grupo electrógeno que saltara automáticamente ante una bajada de tensión suponía un bochinche», admite el médico.

El doctor Neyro resalta la figura de Portuondo como líder del equipo. «Solía decir que tenía suerte, pero le pillaba siempre trabajando. José Ángel era el factótum de todo. Tenía muchas conexiones internacionales y había recibido formación específica en Inglaterra y EEUU. Tenía un empuje y capacidad de trabajo ilimitados», elogia Neyro, que fue coordinador y responsable de la Unidad de Esterilidad Masculina e Inseminación Artificial de la Unidad de Reproducción Humana de Cruces entre 1985 y 1991.

«Era un hombre capaz de estimular a todo el que estuviese a su alrededor. Tenía unas costumbres muy peculiares. A mí, como a cualquiera de sus colaboradores, me citaba en su despacho a las 7.00. Y es que él llevaba perfectamente lúcido desde las cinco. Era terriblemente estimulante. Con él logré publicar trabajos en el extranjero y sólo era un residente», recuerda el prestigioso ginecólogo, que entonces tenía 28 años. «Era muy exigente, trabajador, responsable y extraordinario dinamizador de equipos. Con su empuje y cuatro pesetas mal contadas montó un laboratorio de fecundación in vitro donde no había nada», alaba el médico.

El 9 de julio del 1985 a las 11.10 nacía por cesárea José Ángel, a quienes sus padres, vecinos de Barakaldo, llamaron así en homenaje al doctor Portuondo, impulsor del primer servicio de fertilización in vitro en un centro de la Seguridad Social en España, que había fallecido cinco meses antes -el 19 de febrero- en el accidente del monte Oiz a los 42 años.

La «conmoción» por su muerte fue inmensa entre los miembros de su equipo médico, formado por Neyro, Abel Etxanojauregui, Olga Ramón -todos ellos siguen en activo- y la bióloga Carmen Ochoa. El día del nacimiento del bebé su figura fue recordada por el entonces director de Cruces, Fernando Astorqui.

José Ángel pesó 2,6 kilos y la cesárea fue programada para evitar posibles complicaciones. El día anterior al alumbramiento, el entonces jefe de Obstetricia y Ginecología de Cruces, Francisco Rodríguez Escudero -fallecido en 2005-, reconocía en declaraciones a la prensa local que todo el equipo se encontraba expectante. «Menos mal que hemos programado la cesárea para las once de la mañana porque si no, creo que no hubiéramos podido trabajar en todo el día».

«En la cesárea estábamos todos. Yo no decidí nada, pero supongo que hubo tiros para ver quién la hacía -fue el doctor Gabriel Aranguren-. Todos queríamos ponerle la mano encima a aquel útero. Fue muy emocionante», recuerda Neyro.

Este periódico se puso en contacto varias veces con los protagonistas de aquel hito histórico, que aún residen en Barakaldo, para contar con su testimonio, pero la familia rechazó hablar del asunto. «Hace mucho tiempo de eso», se disculpó Lucía.

Lucía fue la primera mujer en quedarse embarazada mediante esta técnica en un hospital público en España -el primer bebé probeta nació el 12 de julio de 1984 en el Instituto Dexeus de Barcelona- , pero el equipo médico de la Unidad de Reproducción Humana de Cruces ya trabajaba entonces en otros 15 casos. Tras nacer José Ángel, la dirección de Cruces invitó a champán a todo el equipo de reproducción humana para celebrar un acontecimiento histórico que Astorqui calificó de «alta medicina». A la vista de lo novedoso de la técnica, ¿eran reticentes las mujeres a someterse a la fecundación artificial? Neyro lo niega con rotundidad. «Ayudaban muchos los medios de comunicación. José Angel Portuondo era un magnífico comunicador y estaba frecuentemente en los medios porque era un pionero».

Y es que el hecho de que una paciente viera a su ginecólogo en el periódico servía para darle un plus de credibilidad. «Si le decías que se tenía que operar, se tiraba al quirófano de cabeza. Ahora los primeros diez minutos de la consulta son para explicarle que no eres el enemigo, que estás para ayudarle», asegura Neyro. El problema, según este médico bilbaíno, es que ella «no te ha elegido y llega con una cita previa que le han dado cinco meses antes».

«DENOSUMAB, RESULTADOS DE LAS FASES II Y III EN OSTEOPOROSIS POSTMENOPÁUSICAS»

INTRODUCCIÓN.

La Osteoporosis (OP) no mata ni duele; son las fracturas las responsables de ambas circunstancias, lamentablemente crecientes en nuestro medio. El envejecimiento de la población mundial, combinado con el crecimiento exponencial de las fraturas OP, nos advierten del enorme gasto que puede atribuirse a esta enfermedad. Cummings estimaba en 1990 que para el 2040 la OP ocasionaría un gasto de 240 billones de dólares en USA 1, y parece que su profecía no está lejos de cumplirse. Sólo en los países occidentales, el tratamiento de la OP tiene un coste directo anual de 48000 millones de dólares (International Osteoporosis Foundation), a lo que debemos añadir los costes indirectos derivados de la mortalidad o la pérdida de productividad, más los gastos de rehabilitación y de residencias que acojan a los incapacitados por la enfermedad y sus secuelas.

Hasta hace unos años, además de los diversos tratamientos no estrictamente farmacológicos, algunos imprescindibles como los suplementos de calcio y vitamina D, el paradigma de la terapia consistía en inhibir la acción destructora de masa ósea de los osteoclastos, aponiendo sobre la matriz ósea moléculas de fármaco que bloquearan la acción de aquéllos; eran los antiresortivos o drogas anticatabólicas 2. Su actuación, se ha conocido más tarde, era mucho más apoyando la calidad de las interconexiones trabeculares  que estimulando la formación de nuevas trabéculas y diferentes interconexiones (ver figura 1). Un tiempo después, aparecieron las drogas anabólicas 2 que pretendían deshacer el paradigma de la resorción a través de la verdadera formación de hueso nuevo, sano y con la fortaleza suficiente no solo para reparar daños previos sino para resistir nuevos embates traumáticos (ver figura 2). Ambos grupos de fármacos actúan en función del balance global de las diferentes unidades metabólicas de remodelado óseo (BMU, en sus iniciales en inglés).

Es precisamente el desequilibrio entre esos dos sistemas de formación y resorción el verdadero causante de la enfermedad. El desequilibrio en los ciclos de remodelación ósea es el que finalmente favorece la resorción ósea. El activador del receptor del factor nuclear kB (ligando del RANK o RANKL) es fundamental para la diferenciación y activación de los osteoclastos y, por lo tanto, es un mediador básico para la regulación de la remodelación ósea mediante resorción. Se ha demostrado que la señalización del RANKL, está implicada en la fisiopatología de muchas enfermedades óseas, OP paradigmáticamente entre ellas. Denosumab (DMAB), un anticuerpo monoclonal totalmente humano cuya diana es el RANK-L imita los efectos de la Osteoprotegerina (OPG), inhibidor endógeno fisiológico del RANKL que bloquea de forma natural la resorción ósea, pero que presenta una semivida mucho más duradera 3, 4, 5.

POTENCIAL CLINICO DE LA INHIBICIÓN DEL LIGANDO RANK.

1. Investigación preliminar, básica y en sujetos sanos.

Se han utilizado múltiples modelos en investigación preclínica para evaluar los efectos de la inhibición del RANKL, entre los que se incluyen la sobre expresión de OPG en ratones y ratas transgénicas y mediante otros modelos que incluyen el tratamiento con OPG recombinante.  Los resultados de estos estudios muestran que la inhibición de RANKL mejora la DMO así como, entre otras características, la geometría y resistencia del hueso 6, 7, 8.

Recientemente se han publicado diversos resultados de ensayos clínicos iniciales en los que se investigaba el potencial de DMAB como fármaco antirresortivo para la prevención y el tratamiento de las osteopatías. En el primer ensayo clínico, un estudio de fase I en mujeres posmenopáusicas sanas, se demostró que una única dosis subcutánea del fármaco provocaba una rápida reducción de la resorción ósea en un 84% durante un período máximo de 6 meses, según se indicaba analizando la reducción de las concentraciones urinarias y séricas de NTx desde el periodo basal 9.

2. Investigación clínica en pacientes.

Avanzando en la investigación, los resultados obtenidos a dos años derivados de un estudio de fase II, en el que se evalúa la seguridad y eficacia de DMAB en mujeres posmenopáusicas con una densidad mineral ósea (DMO) reducida se han publicado hace ya un año. En este estudio controlado con placebo y un tratamiento activo, multicéntrico y de búsqueda de dosis se aleatorizó a 412 mujeres con unas puntuaciones T de la DMO en la columna lumbar de –1,8 a –4,0 o con unas puntuaciones T en el cuello femoral y en la cadera total de –1,8 a –3,5 a recibir: inyecciones subcutáneas a doble ciego de placebo, de 6, 14 o 30 mg de DMAB cada 3 meses, de 14, 60, 100 o 210 mg de DMAB cada 6 meses o Alendronato (ALN) oral de 70 mg en abierto una vez por semana. A los 24 meses, los pacientes tratados con DMAB presentaban un aumento significativo de la DMO en todas las zonas del esqueleto en que se midió (columna lumbar, cadera total, el tercio distal del radio y en todo el cuerpo) y una reducción de los marcadores del recambio óseo en comparación con los resultados obtenidos con placebo. Los aumentos de la DMO con las dosis de DMAB de 30 mg cada 3 meses y de 60 mg o más cada 6 meses fueron similares o superiores a las observadas con ALN. La incidencia de acontecimientos adversos fue similar entre los grupos de tratamiento con DMAB, ALN y placebo. No se observaron anticuerpos neutralizantes del DMAB a lo largo del período de tratamiento de 2 años 10.

El siguiente paso, terapia con pacientes en investigación clínica, en un estudio de Fase 3 aleatorizado, controlado con placebo, llevado a cabo en mujeres post-menopáusicas con osteopenia y estratificadas según el inicio de la menopausia (< 5 años, > 5 años), DMAB demostró que incrementó significativamente la DMO en columna lumbar a los 24 meses, comparada con placebo, e incrementó la DMO en otras localizaciones como cadera total, tercio distal de radio, y cuerpo total (p < 0.001) en los dos estratos de pacientes. La incidencia de efectos adversos fue similar entre el brazo placebo y el brazo tratado con DMAB 11.

Recientemente se han publicado los resultados de un ensayo clínico comparativo de DMAB versus ALN en 1189 mujeres posmenopáusicas con baja DMO. Se trata de un estudio de Fase 3, aleatorizado 1:1 para recibir DMAB subcutáneo (60 mg cada 6 meses) más placebo oral semanal o ALN oral semanal (70 mg) más una inyección placebo subcutánea cada 6 meses. El objetivo principal del estudio fue el porcentaje de cambio respecto al valor basal medido en DMO en cadera total en el mes 12. En este estudio, DMAB incrementó significativamente la DMO en la cadera total cuando se comparó con ALN (3.5 % vs 2.5%, p < 0.00001). DMAB comparado con ALN también incrementó significativamente la BMD en otras localizaciones como en el trocánter (4.5 % vs 3.5%), tercio de radio distal (1.1 % vs 0.6%), columna lumbar (5.3 % vs 4.2%) y cuello femoral (2.2 % vs 1.6%); p < 0.0003 en todas las localizaciones. El perfil de seguridad entre los pacientes de los dos brazos fue similar. La incidencia y tipo de acontecimientos adversos graves fue similar. No hubo ningún paciente incluido en el estudio que desarrollara anticuerpos contra DMAB 12.

CONCLUSIONES.

Denosumab es el primer anticuerpo monoclonal contra RANKL totalmente humano que posee un mecanismo de acción fisiológico y único, que actúa en la raíz fisiopatológica de la enfermedad.

Denosumab ha demostrado incrementos en DMO en todas las localizaciones medidas y en los tipos principales de hueso: Cortical y Trabecular, tanto en estudios donde se comparó Denosumab con brazo placebo como con Alendronato.

Por el momento, el perfil de seguridad global es magnífico y comparable a placebo y Alendronato, como paradigma de la farmacopea clásica contra la Osteoporosis, en función de su experiencia acumulada hoy de más de trece años.

José Luis Neyro1, 3

Sandra Blanco2


1 Servicio de Ginecología y Obstetricia. Facultad de Medicina y Odontología.

Universidad del País Vasco. EHU – UPV. Hospital de Cruces. Baracaldo.

2 Departamento Médico. Amgen Inc. España.


BIBLIOGRAFÍA.

1.- Cummings SR, Rubin SM, Black D. The future of hip fractures in the United Status. Clin Orthop 1990; 252; 163-166.

2.- Rigss BL, Parfitt AM Drugs used to treat osteoporosis: the critical need for a uniform nomenclature based on their action on bone remodeling. J Bone Miner Res. 2005 Feb; 20(2):177-84.

3.- Boyle WJ, Simonet WS, Lacey DL. Osteoclast differentiation and activation. Nature. 2003;423:337-342.

4.- Hofbauer LC, Schoppet M. Clinical implications of the osteoprotegerin/RANKL/RANK system for bone and vascular diseases. JAMA. 2004;292:490-495.

5.- Kearns AE, Khosla S, Kostenuik PJ. Receptor activator of nuclear factor κB ligand and osteoprotegerin regulation of bone remodeling in health and disease. Endocrine Reviews 2008; 29(2):155-192.

6.- Ominsky MS, Kostenuik PJ, Cranmer P, Smith SY, Atkinson JE. The RANKL inhibitor OPG-Fc increases cortical and trabecular bone mass in young gonad-intact cynomolgus monkeys. Osteoporos Int. 2007;18:1073-1082.

7.- Min BH, et al. J Exp Med. 2000;192:463-474.

8.- Samadfam R, Xia Q, Goltzman D.Co-treatment of PTH with osteoprotegerin or alendronate increases its anabolic effect on the skeleton of oophorectomized mice.J Bone Miner Res. 2007;22:55-63.

9.- Bekker PJ, Bekker PJ, Holloway DL, Rasmussen AS, Murphy R, Martin SW, Leese PT, Holmes GB, Dunstan CR, DePaoli AM. A single-dose placebo-controlled study of denosumab (AMG 162), a fully human monoclonal antibody to RANKL, in postmenopausal women. J Bone Miner Res 2004;19:1059-1066.

10.- Lewiecki EM, Miller PD, McClung MR, Cohen SB, Bolognese MA, Liu Y, Wang A, Siddhanti S, Fitzpatrick LA; AMG 162 Bone Loss Study Group. Two-year treatment with denosumab (AMG 162) in a randomized phase 2 study of postmenopausal women with low BMD. JBMR 2007; 22:1832-1841.

11.- Bone H, Bolognese MA, Yuen CK, Kendler DL, Wang H, Liu Y, San Martin J.. Effects of Denosumab on Bone Mineral Density and Bone Turnover in Postmenopausal Women. J Clin Endocrinol Metab 2008; 93(6):2149–2157.

12.- Brown PJ et al. Comparison of the Effect of Denosumab and Alendronato on BMD and Biochemical Markers of Bone Turnover in Postmenopausal Women With Low Bone Mass: A Randomized, Blinded, Phase 3 Trial. J Bone Miner Res 2009; 24: 153-161

Figura 1: Propuesta de mecanismo de actuación de los fármacos anticatabólicos o antiresortivos sobre el metabolismo óseo (según Riggs y Parffit, 2005 2)

Figura 2: Propuesta de mecanismo de actuación de los fármacos anabólicos u osteoformadores sobre el metabolismo óseo (según Riggs y Parffit, 2005 2)

7

El último trimestre del embarazo: ¿cómo afrontar los meses de calor?

Útiles consejos para sobrellevar mejor las últimas semanas de embarazo cuando coinciden con los meses de verano

Ampliar

Con el calor, la futura mamá debe mantenerse bien hidratada.

Tal vez no sabías que durante los meses de verano del año pasado es cuando se registraron un mayor número de nacimientos en España. Nada más y nada menos que 134.458 del total de 518.967 de todo 2008, según datos de Instituto Nacional de Estadística. Una época del año en la que es importante que las mujeres embarazadas se cuiden todavía más, ya que el calor puede modificar o acentuar la sintomatología propia de la gestación.

Desde la firma Clearblue (responsable de un nuevo test de embarazo digital), resumen una serie de consejos útiles para que las futuras mamás, que se encuentran ya en el último trimestre de embarazo y verán nacer a sus pequeños entre julio y septiembre, lleven mejor estas últimas semanas de espera en las que convivirán con el calor. Han contado con la colaboración del Dr. José Luis Neyro, médico especialista en Obstetricia y Ginecología del Hospital Universitario de Cruces. No te pierdas sus recomendaciones:

  • Ojo con el sol. Es importante tomar el sol con moderación, en horarios que no sean dañinos y utilizando cremas solares de alta protección. Así, se evitará la aparición de las temidas manchas en la piel.
  • Apúntate al ejercicio. Los ejercicios suaves son muy beneficiosos durante el embarazo. Por ejemplo, la natación en verano es un deporte muy saludable ya que fortalece la musculatura, proporciona elasticidad a las articulaciones, no se realizan movimientos bruscos y, además, refresca. Y es que hay que recordar que en el agua pesamos algo menos y movernos en ella es más fácil para una gestante….abultada. Sólo hay que evitar los baños en el último mes, por si se produce la rotura de la bolsa. Los paseos también son muy recomendables -a no ser que estén contraindicados por prescripción médica-. Eso sí, intenta aprovechar la primera hora de la mañana o la última de la tarde, evitando las horas de más calor.
  • ¡Más agua, por favor! Con el calor, la futura mamá debe mantenerse bien hidratada. Es recomendable ingerir alrededor de 2 litros diarios de agua. Además, gracias a ella, algunos de los síntomas provocados por los cambios hormonales mejoran o, por lo menos, no van a peor: estreñimiento, piernas hinchadas y cansadas, regulación de la temperatura corporal, etc.
  • Come de forma equilibrada y ligera. En la dieta de una embarazada no debe faltar ni la calidad ni la variedad de alimentos, por tanto deberán estar presentes cereales, frutas, verduras, pescado (fundamentalmente azul, que contiene grasas más saludables), carnes, huevos y lácteos. Con la llegada del calor, lo ideal es optar por platos fríos, como las ensaladas de legumbres, verduras, gazpachos y frutas variadas. Además, en vacaciones es habitual salir a comer fuera, por lo que no olvides las precauciones a la hora de elegir el menú e intenta no llenarte: así tu digestión será menos pesada. En cualquier caso, debes recordar que comer “para dos” no significa en modo alguno que haya que comer “por dos”.
  • Siempre cómoda y fresca. Cuando se espera un bebé, el calor del verano puede resultar más sofocante que nunca. Los tejidos naturales, como el algodón o el hilo, permiten que traspire mejor la piel y alivian la sensación de calor. Asimismo, es mejor llevar ropa holgada y de colores claros ya que absorben menos la radiación solar. En cuanto al calzado, las sandalias son una opción ideal, ya que no comprimen el pie.
  • Una casa fresca, fundamental. Un truco para mantener tu casa fresca, si no se dispone de aire acondicionado, es abrir las ventanas a primera hora de la mañana y, después, mantenerlas cerradas hasta el atardecer. Las duchas de agua fría o tibia son otra fórmula para aliviar la sensación de calor y sentirte mucho más fresca. Hazlo en cualquier caso, poco a poco; los cambios bruscos de temperatura no son recomendables ni en verano. Sumergir los pies en agua fría también ayudará a calmar un poco el calor de tu cuerpo.
  • Masajes para mejorar la circulación. El masaje durante el embarazo puede resultar muy beneficioso, ya que ayuda a eliminar la retención de líquidos, a relajar los músculos y a mejorar la circulación. Sea como fuere, antes de darte unos masajes, debes consultar la conveniencia de hacerlo con tu ginecólogo. Por otro lado, puede ayudar no estar mucho tiempo parada en pie, no cruzar las piernas al sentarse, elevar los pies en la cama o acostarse de lado, que ayuda a disminuir la hinchazón de las piernas.
  • Evitar viajes largos. Durante el final del embarazo es más incómodo moverse y permanecer sentada durante mucho tiempo. Por ello, es aconsejable no desplazarse a más de 500 km en automóvil o autobús. La mejor norma que puedes aplicar es seguir las señales de tu cuerpo. Si el viaje es en coche una buena pauta es no viajar a más de 5 o 6 horas seguidas en el día y es importante parar cada 2 horas para dar un pequeño paseo. Si el viaje es en avión, recuerda hacer gimnasia moviendo los pies y flexionando las rodillas, aún estando sentada, durante unos cinco o diez minutos por cada hora de vuelo.

NUESTRO MENSAJE DE NAVIDAD PARA 2009

El valor del conocimiento no adquiere su verdadera dimensión si no está combinado con la bonhomía que debe presidir nuestras acciones. Nada serviría si la ternura no preside nuestra vida, si la generosidad no envuelve nuestra cotidianeidad.; por éso compartir nuestros deseos de estas fechas con todos nuestros visitantes nos llena doblemente de orgullo a todos en www.neyro.com, los que la llenamos y los que la mantenemos.
Esos deseos son sencillos, grandes en ambición, pero conseguibles entre todos:
  • que la luz del conocimiento nos permita profundizar en lo que nos rodea y sepamos distinguir la realidad del refulgor de la mentira,
  • que la salud personal nos consiga hacer cada día un poco menos dependientes de la medicina y de los que la administran,
  • que el éxito en lo profesional nos conduzca al camino de la generosidad con los que no tienen la suerte de estar empleados cada jornada,
  • que la paz, con mayúsculas, PAZ¡¡¡ en lo colectivo, sea capaz de inundar toda nuestra sociedad de forma definitiva y estable.
Éstos y muchos otros más, son nuestros deseos de Navidad para el nuevo año que emprendemos en unos días.
Vuestras visitas nos enorgullecen. Esperamos mejorar con vuestra ayuda y con vuestros estímulos. Aquí estaremos.
Eguberri zoriontsuak¡¡¡ Ondo pasa¡¡¡

JLN
http://www.neyro.com

The value of the knowledge does not acquire your real dimension if it is not combined by the bonhomie that must preside at our actions. Nothing would serve if the tenderness does not preside at our life, if the generosity does not wrap our ordinariness; to share our desires of these dates with all our visitors fills doubly with pride to all in www.neyro.com, the writers and those that support it.

These desires are simple, big in ambition, but easy to achieve if we work together:

  • That the light of the knowledge allows us to deepen in what surrounds us and let’s be able to distinguish the reality of the rebrilliancy of the lie,
  • which the personal health manages to do to us every day a bit less dependent on the medicine and of those who administer it,
  • that the success in the professional thing leads us to the way of the generosity with those who are not lucky to be used every day,
  • that the peace, with capital letters, PEACE in the collective thing, be capable of flooding all our society of definitive and stable form.

These and different many more, are our desires of Christmas for the New Year that we tackle in a few days.

Your visits fill us with pride. We wait to improve with your help and with your stimuli. We will