Todas las entradas de: Dr. Neyro

Osteoporosis: Conocer los factores de riesgo para prevenir

ARTICULO PUBLICADO EN EL DIARIO DE NAVARRA

M ÁS de tres millones de personas padecen osteoporosis en el Estado. De ellas, dos millones y medio son mujeres. En Navarra se calcula que puedan ser unas 10.000. La mayoría mujeres. El sexo es una cuestión determinante para esta enfermedad crónica, que provoca la disminución de la cantidad de mineral en los huesos, debilitándolos y volviéndolos quebradizos. Mujer mayor de 50 años es el perfil de la afectada. Aunque existen más factores. Conocerlos es, según los expertos, la mejor forma de prevenir este mal. Prevención y diagnóstico precoz son las dos claves para luchar contra la osteoporosis, ya que se trata de una afección «grave, crónica y progresiva» pero silenciosa, ya que carece de síntomas. Por ello, los expertos reunidos en el VIII Encuentro de Salud y Medicina de Mujer insistieron en la necesidad de vigilar los factores de riesgo para iniciar, cuanto antes, el tratamiento que permita reducir el riesgo de fractura de hueso.

«La mujer de raza blanca, con bajo peso, fumadora y con antecedentes familiares de osteoporosis es la que mayor riesgo tiene de padecerla», aseguró el doctor José Luis Neyro, ginecólogo del Hospital de Cruces, en Bilbao. De todos modos, cumplir con estos requisitos no implica necesariamente padecer la enfermedad. Del mismo modo que pueden sufrirla personas que no corresponden con este perfil. «Los factores de riesgo nos permiten realizar una búsqueda selectiva de pacientes con mayores probabilidades de desarrollar la enfermedad y por tanto, prevenirla». No en vano, más de tres millones de personas en todo el Estado tienen este mal, que se manifiesta a través de continuas fracturas óseas a causa de la fragilidad de los huesos. De ellas, dos millones y medio son mujeres, y entre ellas, las que se sitúan en el grupo de edad de entre 60 y 80 años. Según informaron los expertos, dos terceras partes de este sector presentan ya un diagnóstico de osteoporosis, siendo el colectivo más afectado por la enfermedad.

los riesgos Seguir leyendo Osteoporosis: Conocer los factores de riesgo para prevenir

Tratar la pre hipertensión reduce un punto los niveles arteriales en menopáusicas

«Cuanto menos mejor» es la nueva consigna que los especialistas se han propuesto extender para lograr un mejor control de la tensión arterial. Un objetivo que, como se puso de manifiesto en el 8º Encuentro Nacional de Salud y Medicina de la Mujer (Samem), tiene una especial importancia entre el sexo femenino, pues la llegada de la menopausia, y con ella el descenso de estrógenos y progesterona, contribuye a que aumenten los factores de riesgo cardiovascular (obesidad e hipercolesterolemia) para desarrollar este problema.

Esta nueva estrategia es posible según Rafael Sánchez Borrego, presidente electo de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia, gracias a la aparición de un nuevo concepto: la pre hipertensión. «La clasificación de la hipertensión (HTA) ha cambiado y las personas consideradas hasta ahora como normotensas, con niveles de entre 120-140/70-90 mmHg, es decir, inferiores a lo establecido hasta ahora como patológico, pasan a denominarse pre hipertensas y a ser vigiladas por el médico».

Y continúa, la evidencia científica demuestra que este control —sustentado en cambios en el estilo de vida o a la terapia hormonal— contribuye a que las mujeres hagan la transición climatérica de forma armónica y a reducir el medio punto o el punto que la HTA sube en este periodo, lo que disminuye un 25 por ciento la mortalidad por enfermedad cardiovascular y un 35 por ciento el riesgo de ictus.

«Estamos en el mismo momento que hace 10 años en el control del colesterol», asegura Sánchez Borrego. Por eso desde la AEEM se tratará de concienciar a los ginecólogos de la importancia de actualizar el manejo de la HTA en la peri y posmenopausia con el fin de lograr una reducción de la tensión.

Durante el encuentro, que tuvo lugar en Madrid, la osteoporosis ocupó también un lugar destacado. Igual que sucedió con el cáncer de mama o la hipertensión, esta enfermedad cuenta ya con un índice, elaborado por la OMS, que permite predecir el riesgo de fractura en diez años y, por tanto «saber a qué paciente hay que tratar o hay que vigilar con hábitos de vida osteosaludables», señala José Luis Neyro, ginecólogo del Hospital de Cruces de Bilbao. Seguir leyendo Tratar la pre hipertensión reduce un punto los niveles arteriales en menopáusicas

Las vascas pueden elegir la postura que prefieran para parir

Tumbada con las piernas levantadas, sentada, en cuclillas… Las vascas tienen la opción de elegir la postura que les resulte más cómoda a la hora de dar a luz. Parece una obviedad, pero no lo es. En algunas comunidades, como por ejemplo, en Madrid, no toda la sanidad pública lo permite. Sólo lo consienten en una de las 11 maternidades que hay en la región.

En Euskadi, en cambio, todos los hospitales públicos dejan que sean las mujeres las que se coloquen de la forma en la que crean que van a sufrir menos. «Lo más cómodo para las madres es colocarse sentadas tendiendo a estar en cuclillas en una mesa alta; nosotros las guiamos hacia eso, pero si quieren cambiar, se lo permitimos», señala José Luis Neyro, ginecólogo del Hospital de Cruces.

La madre puede elegir la analgesia, el familiar que la acompaña en el momento del parto
Es lo que llaman el parto respetuoso. Además de la postura, la madre puede elegir la analgesia, el familiar que la acompaña en el momento del parto, no se le pone enema (limpieza del recto) por la incomodidad o vergüenza que eso le pudiera suponer, y no se le rasura si no es necesario.

Tampoco se le practica una episiotomía (corte en la vagina) si no es para facilitar la salida del feto o para evitar un desgarro y «por supuesto, no hacemos cesárea a no ser que sea estrictamente necesario», insiste Neyro.

De todas formas, Euskadi no es la única comunidad en la que se incluye a la madre en la toma de decisiones. En Andalucía, por ejemplo, la mamá puede dar el pecho en el mismo paritorio o vestir a su hijo con la ropa que ella misma le ha comprado y no con el pijama del hospital.

Incluso los familiares adquieren un papel protagonista. El padre puede lavar al bebé o practicar el método canguro (piel con piel ) en caso de cesárea, y los hermanos pueden entrar a conocer al bebé incluso en la incubadora.

Salas para partos naturales

El Parlamento vasco aprobó el pasado mes de febrero una proposición no de ley para que las vascas tengan la oportunidad de realizar un parto aún más natural en los propios centros hospitalarios de Osakidetza: la implantación de salas especiales para alumbramientos no medicalizados.

Estas salas estarían equipadas con sillas de parto y bañeras, para poder dar a luz en el agua. El PSE dejó entrever que las dos primeras salas se instalarían en el Hospital de Mondragón y en el futuro centro de la margen derecha, aunque el PNV lo negó.

El 85 por ciento de las mujeres menopáusicas en España sufren un deterioro en su calidad de vida en esta etapa, según expertos

Con motivo del Día Mundial de la Menopausia, la AEEM tiene en marcha una campaña de educación sanitaria que consistirá en la difusión, entre la población femenina, de materiales informativos y educativos sobre los distintos aspectos de esta etapa de la mujer

En la actualidad, se estima que sólo el 40 por ciento de las mujeres españolas de 40 a 55 años acude alguna vez al ginecólogo. Según el doctor José Luis Neyro, del Servicio de Ginecología del Hospital de Cruces (Bilbao), “la mujer en España no está concienciada de la necesidad de cuidarse antes para llegar con salud a la menopausia y mantener esa salud y la calidad de vida en la madurez”. Por ello, y tal como explica, a su vez, el doctor Santiago Palacios, presidente de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM). “es vital concienciar a la mujer sobre la importancia del cuidado de su salud antes de llegar a esta etapa para mantener o incluso mejorar su calidad de vida”.

“Una parte muy importante de la calidad de vida”, añade el doctor Palacios, “es saber que la llegada de la menopausia no supone el fin de una vida activa, sino una etapa más, que debe ser plena en todas las facetas”. Sin embargo, a este respecto, en el segundo trimestre de este año, casi el 89 por ciento de los hombres en España con edades comprendidas de 50 a 54 años estaba activo laboralmente, mientras que, en las mismas edades sólo el 51,79 por ciento de las mujeres tenía actividad laboral. Seguir leyendo El 85 por ciento de las mujeres menopáusicas en España sufren un deterioro en su calidad de vida en esta etapa, según expertos

MÁS DEL 60% DE LAS MUJERES VASCAS PRESENTAN DÉFICIT DE VITAMINA D AL LLEGAR AL CLIMATERIO

Reunión Climaterio y Menopausia
Hotel Ercilla (Bilbao, 07 de marzo de 2008)

Más de 400.000 mujeres en el País Vasco, alrededor de 250.000 en Vizcaya, tienen 50 años o más, edad de aparición de la menopausia
La luz del sol es una de las principales fuentes de vitamina D y la comunidad vasca es una de las comunidades autónomas que menos disfruta de ella con menos de 1.500 horas de sol al año

Alrededor del 30% de las mujeres entre 45 y 55 años tienen problemas de deseo sexual inhibido

Bilbao, 7 de marzo de 2007.- La osteoporosis es una de las enfermedades que mayor incidencia tiene sobre la población y que se caracteriza por una disminución de la densidad del hueso, que se vuelve mucho más frágil y aumenta así el riesgo de fractura. La dieta tiene una gran influencia en el mantenimiento de la masa ósea a lo largo de la vida y, en el caso de la mujer, de forma especial a partir de la menopausia. Así, para mantener los huesos fuertes y evitar que disminuya su densidad son necesarios principalmente el calcio y la vitamina D. “Tomar el sol durante 15 minutos al día es muy beneficioso, tanto para la salud de la mujer en general como para su salud ósea. Sin embargo, y debido al escaso sol del que disfrutamos en el País Vasco, existe un déficit muy importante de vitamina D en casi el 63% de las mujeres menopáusicas vascas que puede afectar a la efectividad del calcio que toma”, afirma el doctor José Luis Neyro, ginecólogo y miembro de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM), coordinador y ponente de la Reunión Climaterio y Menopausia, que la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM) celebra hoy en el Hotel Ercilla de Bilbao.
Seguir leyendo MÁS DEL 60% DE LAS MUJERES VASCAS PRESENTAN DÉFICIT DE VITAMINA D AL LLEGAR AL CLIMATERIO

Buenas Noticias en el Tratamiento Hormonal Sustitutivo

Hoy son muy buenas noticias las que se abren para todas las mujeres cercanas a los años de su menopausia y sobre todo para aquellas que sufren trastornos derivados de la falta de hormonas en la peri-menopausia.

Durante los años 2005, 2006 y los más cercanos 2007 e incluso este mismo año 2008, solo en este mismo mes de marzo, diversas sociedades científicas en todo el mundo se han hecho eco de los resultados de muy diversos estudios clínicos que avalan de largo la tesis de que la administración de hormonas femeninas en la dosis justa, durante el tiempo adecuado y en presencia de sintomatología (o sea, como lo hacíamos los ginecólogos españoles siempre…), no solo no perjudican sino que favorecen la calidad de vida e incluso reducen el riesgo de enfermedad coronaria, por ejemplo. En esas condiciones tampoco incrementan el riesgo de cáncer de mama.

Así lo han manifestado no solo nuestra AEEM (Asociación Española para el Estudio de la Menopausia), sino la equivalente británica (British Menopause Society), la norteamericana (NAMS – North America Menopause Society)….y muchas otras.

Solo nos falta que nuestras autoridades sanitarias reconozcan su error de considerar con datos parciales y malinterpretados en 2001 y 2002 a la terapia hormonal como malsana y devuelvan a la población española la verdad que nunca debió faltar de sus planteamientos definitorios sobre unos tratamientos que han demostrado mejorar la calidad de vida de la mujer en sus difíciles años de transición hacia la menopausia y primeros posteriores a ella.

Me alegra enormemente dar buenas noticias…

Un comunicado del Doctor Jose Luis Neyro