La administración sanitaria reconoce la necesidad de re-humanizar la asistencia médica

Entre otras muchas acciones, se trata de hacer corresponsables a todos los agentes implicados.

Las consejeras de Sanidad de Baleares y La Rioja, Patricia Gómez Picard y María Martín Díez de Baldeón, y el viceconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Manuel Molina, han destacado la necesidad de humanizar la asistencia sanitaria.

Los expertos se han pronunciado así en la nueva edición del aula ‘Ética de la Gestión Sanitaria’, organizada con el título ‘Nuevas políticas sanitarias. El paciente como protagonista’, y en el marco de las actividades que se llevan a cabo en la Cátedra ASISA de Ciencias de la Salud y la Universidad Europea de Madrid.

En primer lugar ha intervenido la consejera balear, quien se ha referido a las preferencias, necesidades y valores de los pacientes como aspectos “a tener siempre en cuenta en el proceso de toma de decisiones clínicas”.

“Todavía no se ha avanzado lo suficiente en poner al paciente en el centro del sistema, aunque sí que hay interés”, ha comentado, para subrayar la importancia de que las organizaciones sanitarias incorporen la evidencia científica a la práctica clínica de una forma “ágil y eficaz”. También, prosigue, es necesario hacer “más efectiva” la comunicación en la relación médico-paciente y fomentar la prescripción de aplicaciones móviles y sitios web de calidad en las consultas.

Entre tanto, la versión de los pacientes crónicos de nuestro sistema sanitario, comenta el Dr. José Luis Neyro, apenas el 20% del total pero a cuyo colectivo van destinados los presupuestos sanitarios en un 80%, es muy diferente: nos dicen que no lo hacemos bien. De hecho, su tasa de aprobación no llega ni al 6% de acuerdo a una noticia que ya comentamos en su día en estas mismas páginas (leer en http://www.neyro.com/2015/06/22/pacientes-cronicos-aprueban-con-solo-un-52-la-calidad-de-la-asistencia-sanitaria-recibida/)

Por su parte, la consejera riojana ha expuesto una serie de reflexiones relativas al sistema sanitario español como, por ejemplo, la necesidad de hacer corresponsables a todos los agentes implicados en el “buen funcionamiento” del mismo, con especial alusión a un uso responsable por parte de los pacientes, y el deseo de alcanzar un “gran pacto” por la sanidad que deje este ámbito al margen de la confrontación política de una vez por todas y permita avanzar “más rápidamente” en su transformación y reorganización.

La cohesión, la ética, la transparencia, la sostenibilidad, la medición y publicación de resultados y la innovación han sido otros aspectos aludidos por esta experta, quien ha puesto como ejemplo de iniciativa regional destacada la integración de Atención Primaria y Especializada, por medio de la Historia Clínica Única. Todos los foros sanitarios bogan en la dirección de reconducir la asistencia por el camino de la ética que nunca se debió abandonar; fue expuesto en una noticia previa en este foro que puede seguirse en http://www.neyro.com/2015/07/24/se-recomienda-el-apoyo-a-la-etica-clinica-en-los-hospitales/

Finalmente, el viceconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid ha recordado ahora que escuchar la voz de los pacientes puede contribuir a humanizar la sanidad. A esta necesidad, recalca, responde precisamente la creación de la Dirección General de Coordinación de Atención al Ciudadano y Humanización de la Asistencia Sanitaria de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid y el Plan Integral de Humanización, que lidera el buen conocedor de estos temas como es el Dr. Julio Zarco.

El Plan de Atención Integral al Paciente Oncológico y el acompañamiento en Urgencias son dos medidas puestas en marcha en el marco de esta acción estratégica. “Paralelamente, el paciente debe estar más y mejor informado. El Observatorio de Resultados del Servicio Madrileño de Salud intenta resolver esto. La enorme relevancia de la prevención y promoción de la salud con el objetivo de no enfermar”, ha zanjado.

Ya lo decíamos hace tiempo; la respuesta a la gran presión asistencial, a los recortes sanitarios, a la falta de reconocimiento de la entrega de los profesionales tantos años, al nepotismo por encima de la meritocracia, inclsuo a los salarios bajos en sanidad no puede ser la creciente corriente de prácticas de medicina de defensa jurídica….; ese no es el camino, como ya señalamos anteriormente (leer en http://www.neyro.com/2015/04/22/la-medicina-de-defensa-juridica-una-nueva-forma-de-asistencia/)